Packaging Sustentable

Con el apoyo de

Sobre este contenido

Tendencias en packaging sustentable

18.01.2019 | Packaging Sustentable

Tres estudios de mercado alcanzaron resultados similares en cuanto al pronóstico de crecimiento del mercado de los envases sostenibles en los próximos cuatro años. Todos coinciden que los envases verdes tendrán un crecimiento de entre 5 a 8% de cara a 2022.


Por un lado, la consultora de mercado del Reino Unido Technavio presentó un informe que indica que en los próximos cuatro años el mercado de envases verdes crecerá un 8% hasta alcanzar una facturación de cerca de $ 95 mil millones de euros. Technavio destaca que la demanda de resinas de base biológica, utilizada como material de embalaje para el mercado de envases verdes, ha tenido un crecimiento exponencial en los últimos años y que se espera que siga creciendo.

“Las resinas renovables de base biológica o los polímeros de base biológica, incluidos el almidón, el ácido poliglicólico, la celulosa y similares, no solo causan un daño mínimo al medio ambiente, sino que también ayudan a las empresas a minimizar su dependencia de los combustibles fósiles, lo que impulsa la demanda de envases verdes para 2022 según nuestros pronósticos”, indica el informe.

La industria alimentaria tuvo la mayor cuota de mercado de envases ecológicos y representó más del 55% del consumo de envases verdes en 2017, y representará el mayor crecimiento en el mercado.

Actualmente, la región de América del Norte lidera el mercado con aproximadamente el 36% de la cuota de mercado. Se espera que la región continúe dominando el mercado a lo largo del período de pronóstico. Asimismo, en países emergentes como China, India, Sudáfrica, Brasil, Argentina, Tailandia y México, el factor más importante que contribuye al crecimiento del mercado de envases verdes es el cambio en la percepción de los minoristas y consumidores, ya que reconocen el impacto de los residuos de envases plásticos mundiales.

La demanda de soluciones de envasado ecológico se verá impulsada por la creciente demanda de desarrollo empresarial sostenible en los países emergentes”, dijo un analista senior de Technavio. “Durante el período de pronóstico, se espera que las actividades económicas en China e India crezcan. Las principales empresas están tomando iniciativas para promover la cadena de valor sostenible. Estas iniciativas han llevado al enfoque de las empresas de envasado hacia soluciones de envasado ecológico, que impulsarán el crecimiento del mercado global de envasado ecológico”.

Para Roberto Sánchez, Coordinador del área de ambiente del instituto Argentino del Envase, en América Latina se han multiplicado en los últimos 10 años las experiencias de envases sostenibles a partir de los impulsos legislativos como la ley de Responsabilidad Extendida del Productor en Uruguay que ya tiene 11 años de antigüedad. Pero destaca los casos latinoamericanos cuyo impulso ha sido las iniciativas voluntarias del mercado, como en “México que se hicieron de sistemas de gestión integral a partir de iniciativas de la industria hasta llegar a una tasa del 60% del reciclaje”.

En América Latina se han multiplicado las iniciativas para realizar cambios de origen de la materia prima generando alternativas sustentables, como materiales verdes, fuentes de origen renovable, reciclados. Hay una gran tendencia en el mundo y en nuestra región a usar materiales limpios, materia prima organiza para botellas plástico, por ejemplo, que ha sido lo más difundido hasta el momento”, indicó Sanchez a ComunicaRSE.

De manera similar, la consultora estadounidense Zion Market Research presentó una predicción de crecimiento del 7% en el mercado global de envases verdes hasta 2021, un número similar al anterior. Al igual que Technavio, Zion nombra a Amcor y DuPont como proveedores de soluciones claves en el mercado; también nombra a Berry Plastics, BASF, Printpack Inc., Innovia Films Ltd, Bemis Company, Tetra Laval y Ball Corporation.

Finalmente, la consultora ResearchAndMarkets presentó una predicción similar aunque un poco más limitada del 5% para 2024. Este estudio sobre el mercado de envases sostenibles abarca el análisis de las principales geografías como América del Norte, Europa, Asia-Pacífico para el período de 2016 a 2024. Asia Pacífico es la región de más rápido crecimiento para ResearchAndMarkets debido a la gran base de consumidores y el gasto per cápita en aumento. El crecimiento en el mercado de envases sostenibles en la región de América del Norte se debe a las estrictas regulaciones gubernamentales y a las crecientes preferencias de los consumidores.

La creciente conciencia ambiental entre las personas es el factor clave que está impulsando el mercado de envases sostenibles. El uso de plásticos no biodegradables causa varios efectos dañinos en el medio ambiente y varios gobiernos implementan regulaciones estrictas para reemplazarlos”, indica ResearchAndMarkets.

Agrega que los factores que están afectando el crecimiento del mercado de manera negativa son la baja disponibilidad y el alto precio en comparación con los envases de plástico virgen. “Las materias primas necesarias, como los biocombustibles líquidos, los biopolímeros utilizados en películas, los monómeros de origen biológico, la fibra celulósica y reciclable y los aditivos son costosos, lo que afecta al mercado de envases sostenibles”.

El crecimiento del mercado está experimentando contratiempos debido al alto costo de producción de productos de embalaje sostenibles en comparación con los productos de embalaje convencionales. Sin embargo, es probable que el mercado sea testigo de perspectivas atractivas de las iniciativas tomadas por los gobiernos en varias economías emergentes para respaldar los empaques amigables con el medio ambiente. Con este fin, han enmarcado numerosas legislaciones que promueven el uso de materiales ecológicos en la industria del embalaje entre los clientes”, finaliza el informe.

Otra de las tendencias de cara a 2025 es presentada por la web española Alimarket propone un aumento de la demanda para reducir el uso de packaging y eliminar el envase de un solo uso.

Se ha instalado una exigencia para no solo rediseñar los envases sino también reducir su uso y consumo. Menos es más parece ahora mismo la consigna de un sector que tiene que optimizarse si no quiere perder clientes. Este cambio afecta a todos los estamentos, incluso a productos aparentemente con mejor prensa ahora mismo, como las etiquetas o el embalaje de cartón.

Alimarket propone ejemplos significativos como la aparición de la “etiqueta láser” o la retirada de los denominados agrupadores de plástico o “hi-cones”, las arandelas que unen latas de bebidas, en los productos de Carlsberg. Estos cambio simplicarán sobre todo una mejora en cuestiones de diseño y, según el sector, importantes innovaciones en la composición de los materiales para hacerlos más resistentes o mejorar las propiedades de protección del mismo.

Sobre el plástico de “monouso”, destaca que la Unión Europea firmó a finales del pasado año un acuerdo político para prohibir a partir de 2021 los artículos de plástico de usar y tirar como platos, cubiertos, bastoncillos de algodón, pajitas y cualquier embalaje con materiales oxodegradables (una respuesta industrial aparecida a principios de siglo que ha sido por poco tiempo solución a los males de packaging plástico) empleados en comida rápida o disponibles en los supermercados.

Además, en EE. UU. varias ciudades han expresado prohibiciones a estos envases de EPS y existe una fuerte presión sobre los agrupadores plásticos (Hi-Cone) antes las imágenes de fauna marina atrapadas por estos envases, por no hablar de bandejas e incluso botellas plásticas. A largo plazo, está el creciente temor a un nuevo fenómeno, los microplásticos que están apareciendo en alimentos procedentes del mar cuyo efecto en el ser humano se presupone perjudicial. En este último caso está por ver cuáles son las medidas que se tomarán, ya que afectan no solo al packaging sino a otras industrias como la textil o incluso la pesca.

Algunos de los desafíos propuestos para los próximos años se dan en materia de disponibilidad en el mercado. Según la web española Alimarket, en 2018 ya se apuntaba a una subida de los precios de las materias primas procedentes del plástico, que finalmente no ha sido tan acusado como se esperaba. “El uso de plásticos reciclados representa el principal interés de casi todas las empresas junto con la utilización de materiales reciclables (que sobre todo beneficia a soluciones como el cartón, el vidrio o el metal), pero en la práctica resulta difícil, al menos en el caso del plástico, conseguir materia prima de segunda generación con los mínimos de calidad para que el producto sea atractivo para el consumidor.

La falta de materia prima a nivel europeo está siendo un problema acuciante que tiene paralizado un gran número de proyecto. Mayor flexibilidad legislativa y unas mejores infraestructuras de reciclado deberían de ser las grandes demandas de la industria a lo largo de los próximos años.

(Fotografía: Pixabay bajo licencia Creative Commons)

Añadir nuevo comentario